DIARIO DE UN ESTUDIANTE DE MBA (ie)

Escribo estas líneas porque siempre he creído que las palabras, al igual que las pinturas, son unos instrumentos mágicos que logran apresar las sensaciones que no deseas que se pierdan.

20/09, martes

Viaje a Segovia en autobús. Apertura del curso en un antiguo monasterio de monjas de clausura acondicionado para actos multitudinarios (resulta que posteriormente descubro que ésta fue la iglesia en la que hice mi primera comunión porque la prima de mi abuelo era una de aquellas monjitas). Unos ciento cincuenta alumnos de la nueva promoción, son tres promociones en cada convocatoria, hay tres convocatorias al año. (¡Menudo negocio tienen!).

Un personaje invitado por el ie defendió el papel social (educador) de las empresas y nos citó como ejemplo su propio comportamiento al retirar su empresa la publicidad de un programa tele-basura. Carece del don de la brevedad; tortura china agravada por sillas inquisitoriales. Resto de ponentes discretos y sonrientes. Compañeros con personalidades variadas, bonitas mujeres, algunos hombres estirados, en general deseos de agradar.

21/09, miércoles

 

Charla sobre networking de psicólogo entusiasta.

Por primera vez analizamos en clase un caso con una profesora cuyo nombre tiene ecos clericales; participación alta de estudiantes.

22/09, jueves

 

Test y discusiones sobre el concepto de ética en el ie. ¿Es ético contratar enchufados? Indicios sobre lo que es el plan estratégico personal (Yo, s.a); nuevo profesor con aire entre travieso-inocente. Frase interesante: “El conocimiento es sólo un rumor hasta que lo incorporas a tus huesos”

26/09, lunes

 

Comportamiento organizacional; profesor cincuentón con magníficas dotes para hacer amena una clase. Analizamos miopía satisfecha del jefe de departamento de un banco. Conclusión: Como a los de Tudela, lo dejaron solo por utilizar a sus subordinados como meras herramientas para medrar. Nula capacidad de escucha y motivación de su equipo. Escenificación de entrevista entre jefe-posible sustituto cuyas enseñanzas dejan al descubierto el error del jefe con respecto a sus dotes de mando (cree que dirige bien a su equipo). ¿Será inteligente para modificar su modelo mental?—- No. Resultado: deserción de todo el equipo.

27/09, martes

 

Sorprendente e irónico profesor de contabilidad financiera con tonos y modales de chulapo madrileño “Casi no hace falta que me presente porque la cara de contabilidad la llevo puesta”. Píldoras de humor que intentan contrarrestar el escaso entusiasmo que despierta la materia “En contabilidad se trabaja en estéreo”. El balance es el “altar mayor”, “debe-haber es como el baile de la Yenca pero en formato izquierda-derecha en lugar de adelante-detrás”. El ie organiza a la clase en grupos de siete alumnos para afrontar los trabajos en equipo. A mí me toca el grupo A. Qué suerte, mayoría de mujeres (4-3). Primera reunión: dispersos.

D. estratégica I; profesor que presume de atosigar al alumno, avasallador pero con juego de cintura humano al finalizar la sesión (coletilla repetida hasta la saciedad: “oye chico”). Consiguió descolocarnos con sus comentarios excesivamente afilados sobre la tendencia hacia el exceso verbal de un compañero sudamericano.

Ojo con este profesor, disfruta comprometiendo.

28/09, miércoles

 

Gestión emprendedora, profesora campechana, impresiones de cercanía e intento de convencernos sobre lo sencillo que es poner en marcha una empresa. No nos engañemos, como siempre, la apariencia de sencillez es la marca de la dificultad.

D.comercial-marketing; profesor socarrón y elegante. Transmite sensaciones de autosatisfacción y de estar por encima de los acontecimientos, aunque también tiene toques de cercanía.

03/10, lunes

 

Más de la mitad de la clase perdida en C. financiera. Brusco aterrizaje sobre las carencias de cada uno y cierto nerviosismo disimulado.

En D. estratégica, el profesor nos despista a todos porque utiliza la nota técnica como base para la explicación del caso y no las preguntas inicialmente planteadas. Continúa con su dinámica de control férreo sobre el tiempo y las palabras de cada interviniente y dirige la clase con la severidad de un director de orquesta.

04/10, martes

 

Apatía, pasotismo, nula intervención  (¿problemas personales?) de uno de los integrantes del grupo de trabajo cuya actitud ya manifestó el sábado en nuestra primera reunión. El resto procuramos evitar tensiones y lo pasamos por alto. Él se cierra como una ostra.

05/10, miércoles

 

Comienzan en clase a formarse corros (por cercanía de asiento, según grupos de trabajo seleccionados por el ie…). El divertido revoltijo que ocurría al principio se ha esfumado.

El profesor de C. Financiera utiliza un tono entre chulesco y malhumorado que sin embargo resulta gracioso. El mal rollo del miembro díscolo del grupo parece superado (por lo menos ya nos saluda, aunque desconocemos por qué antes no lo hacía). Sin embargo ha adoptado la costumbre de llegar a las reuniones 40/50minutos tarde y se cree con derecho a que nadie le critique en las escasas ocasiones en que participa.

06/10, jueves

 

Nos explican las claves para seducir en una presentación con power point. Profesora cuya manera de hablar está tan entrenada que resulta un tanto sobreactuada. En definitiva, creo que nunca confiaría en una persona así porque todo en ella resulta artificial.

 

13/10,jueves

 

Reunión de grupo acaparada por un nuevo proyecto para crear una empresa (asignatura de G. emprendedora) del integrante que inicialmente causó tensiones. Él se las ingenia para que no debatamos acerca de las ventajas/inconvenientes de la idea y fuerza al grupo a votar entre las que tenemos a medio desarrollar a pesar de que todavía disponíamos de más de 17 días para decidirnos. En realidad su idea no me gusta demasiado, pero me alegra comprobar que ha cambiado su actitud, la reunión parece distendida, incluso nos hemos reído juntos.

14/10, viernes

 

Debacle en la reunión de grupo de hoy. Lo que interpretamos como buen rollo resulta que él lo tradujo como ataques personales (¿complejo de inferioridad?). Manifiesta síntomas de tolerar muy mal que alguien no esté de acuerdo con sus ideas (¿ego desmesurado?) hasta el punto de provocarle un ligero temblor en el labio superior. No tiene sentido del humor, o por lo menos el suyo es diferente (cuando sonríe, su risa no significa lo mismo que la mía). Lo imprevisto del asunto (llegó a insinuar que había pensado en la posibilidad de solicitar al ie que lo cambiaran de grupo) nos ha descolocado. Además su agresividad nos intimidó (el tono de voz de los intervinientes perdió la firmeza y el brío de las otras veces). Supongo que es su método para imponerse. Por otra parte busca aliados intentando fragmentarnos y su imaginación ha inventado enemigos. Se ha sentado un precedente molesto que nos va a acompañar el resto del curso, seguramente ahora nos reuniremos con un espíritu distinto y él aprovechará esta circunstancia para intentar dominar. Es algo triste, pero creo que compartir el curso con él será una pesadilla, por otra parte muy interesante.

17/10, lunes

 

Una compañera consiguió descolocar al intocable profesor de D. estratégica con una pregunta de la que él en principio se burló (sospecho que el profesor llevaba unas copas de más). Sin embargo, ella respondió con una seriedad tan contundente que el profesor tuvo que recular. Fue un momento mágico, un juego de poder en el que los ojos de ambos mantuvieron un pulso en el que se impuso la fuerza femenina.

En el grupo se produce una demanda de ayuda por parte de una de sus miembros. Las incompatibilidades horarias con su trabajo la excluyen de algunas reuniones y nos pide (enternecedor el temblor de su voz) que nos reunamos cuando ella pueda. El grupo accede a su petición.

18/10, martes

 

En C. organizacional seguimos jugando a hacer teatro. Esta vez se trata de comprobar cuál es la manera más efectiva para comunicarte con el otro. La conclusión es la esperada, todos toleramos muy mal que nos digan en voz alta nuestros defectos, cuando tengas que hacer algo parecido se deben encontrar caminos indirectos, es en definitiva la famosa  palanca de los agentes de influencia.

Interesante el concepto de “sombra”, parece ser que en realidad aquello que más nos irrita de los demás es la parte más oculta de nosotros. No sé, tengo que pensar en ello más despacio porque lo cierto es que lo que más me descompone de los demás es que utilicen la violencia, ¿seré yo violento? El miembro díscolo del equipo continúa sin aparecer en las reuniones de grupo.

19/10, miércoles

 

Llego tarde a clase y con un melocotón impresionante (incontables pacharanes desde las tres). Se me escapa la lengua de vez en cuando, pero sólo se dan cuenta aquellos a los que se lo he contado de antemano. La suerte está echada en cuanto a la idea de empresa a desarrollar en el grupo (asignatura G. emprendedora) y pese a que no me gusta, me impongo a mí mismo ser constructivo a partir de ahora. Aunque en esta sesión intenté desvelar lo malos que son ciertos datos que estuve investigando sobre público objetivo del proyecto (número de celíacos en España) y “su señoría” no me ha dejado. Tengo que confesar que todavía me resisto porque me molesta que nos haya forzado a decidirnos sin haber debatido de verdad las ventajas/inconvenientes de cada propuesta. Retorcimiento infantil de los dedos del valedor de la idea porque su proyecto todavía no haya sido aceptado incondicionalmente.

Ya tenemos delegado después de que él mismo se haya autoelegido y de que ningún otro quisiera optar al puesto.

24/10, lunes

 

Frase contundente: El beneficio es una opinión hasta que no está en la tesorería.

Parece que la situación dentro del grupo ha mejorado, aunque bien es cierto que a costa de ceder a los deseos del otro, sin embargo, se me ha escapado otra vez en voz alta que el proyecto de empresa que vamos a desarrollar no me convence en absoluto. Espero que no tengamos que arrepentirnos. Mi actitud en las clases de hoy ha sido un poco distante. Debo recuperar la sensación de placer.

25/10, martes

 

Bueno, por fin llegó lo que se estaba fraguando y ni siquiera había intuido. Resulta que el malestar que tenía el miembro díscolo del grupo era debido a mis comentarios en contra de su proyecto de negocio. Como ocurre a menudo, equipara una crítica hacia una idea con una crítica hacia su persona, es decir traduce los desacuerdos intelectuales como insultos personales. Con su discurso atropellado nos destapó su personalidad y sus complejos, la pregunta es: ¿tendré la mala leche suficiente para aprovecharme de lo que nos ha revelado sobre sí mismo?

Sorpresa, este suceso me recuerda a otra obsesión que provoqué en una mujer pero justo en el extremo contrario. Una vez más evidencias de la fragilidad humana.

Bonita analogía entre la columna (lóbulo) derecha y la espontaneidad del niño al hablar.

26/10, miércoles

 

No consigo disfrutar de las clases y mi cabeza está en otro sitio. Incómodo aunque sereno, mi actitud tiene un cierto sabor amargo. Confío en que se me pase pronto esta sensación de malestar.

02/11, miércoles

 

Recuperado, una vez más descubro el placer de nadar en aguas revueltas. El personaje difícil del grupo intenta contagiarnos su actitud agria pero ninguno nos dejamos. Él adopta de nuevo la estrategia de la ostra. Las asignaturas y los conocimientos se suceden a ritmo vertiginoso. Sin darnos cuenta el trabajo se acumula.

03/11, jueves

 

Armonía en clase, excitación ante el inminente periodo residencial de tres días en Segovia. La clase de C. organizacional sigue siendo un teatro en el que representamos distintos problemas de las organizaciones. El juego de cintura del profesor nos deja en evidencia y nos enseña las consecuencias de obstinarse en una postura sin tener claro el entorno que la condiciona.

04 ,05 ,06/11, Segovia

 

Interesantísimo periodo en el que desarrollamos habilidades para trabajar en equipo. Las prácticas/juegos nos obligan a la sinceridad y nos contamos los defectos/virtudes que vemos los unos en los otros (deserción del miembro difícil con la excusa de problemas de salud, supongo que se ha acobardado ante la posibilidad de tener que escuchar lo que opinamos sobre él). El grupo habla a tumba abierta sobre el problemón que tenemos apoyado por una de las profesoras que es además psicóloga. Difícil, pero decidimos intentar reconducir la situación.

07/11, lunes

 

Primera clase de contabilidad de gestión. Profesor cuyos chistes (curioso que él nunca sonría) contradicen su aspecto gris. Es un malabarista que enseña trucos sobre costes intercalando anécdotas divertidas. Al hablar sobre empresas industriales/servicios y la dificultad de trabajar con intangibles nos puso un ejemplo anacrónico: “el verdadero deseo de Santo Tomás era trabajar en la industria”. Coletilla repetida hasta el aburrimiento: “¿estamos de acuerdo?”

El problema que tenemos dentro del grupo, para no variar, no se digna aparecer en la reunión de hoy.

9/11, miércoles

 

Nos explican en qué consisten las 4 sesiones de coaching que el ie nos regala. Compañero hace preguntas clave: ¿cómo sé que es bueno el coach que tengo enfrente? ¿Es mejor 2 sesiones con 1 coach y otras 2 con otro? El coach debe tener la habilidad de alcanzar el espacio de confort de cada uno (vídeo sobre hombre obsesionado con ataques de ardillas).

Realizamos nuevo intento para integrar en el grupo al miembro díscolo. Mensajes de confraternización, de borrón y cuenta nueva según directrices de la psicóloga que conocimos en Segovia. Yo, puesto que soy su mayor espina, no abro la boca. Alucinantes sus comentarios:

“No creo que pueda aprender nada de los miembros de este grupo”— A esto en mi tierra se le llama desprecio.

“Yo sería capaz de organizar con tres/cuatro de vosotros un equipo de alto rendimiento…”—Arrogancia, ordeno y mando sin debate. Sólo sería feliz si los demás nos sometemos a sus reglas.

“Todos sabéis que tengo problemas de salud”—pretende disculpar su comportamiento e intenta despertar en nosotros el sentimiento de pena. Fijaros cuánto sufro, pobrecito de mí; es el discurso de la excusa tanatos.

“En la cena de Segovia me dijeron que dejara de hacer el ridículo” —– Otras muchas veces nos ha comentado frases parecidas que revelan un marcado complejo de inferioridad. Concede una importancia obsesiva a lo que los demás piensan sobre él que delata su extrema necesidad de ser aceptado por el otro, su indudable conflicto con una soledad que no desea. Para evitarla, lucha por destacar sin conseguirlo: no es en absoluto apreciado y mucho menos admirado.

10/11, jueves

 

Una vez más hacemos teatro en clase de C. organizacional. Se trata de aprender a priorizar cuando el tiempo apremia. El rol conciliador debe olvidarse cuando la casa se hunde. Lo primero es salvaguardar el objetivo aunque sea a costa de tener que cortar alguna cabeza. Más tarde ya habrá tiempo para la diplomacia.

14/11, lunes

 

La clase recibe una bronca seria del profesor de D. estratégica por no mantener el silencio. Cierto que estábamos un poco revolucionados y había un molesto murmullo, pero en parte ha sido él quien ha propiciado esta distendida manera de estar en clase que por la razón que sea hoy le ha molestado. Todos acatamos las nuevas reglas de juego y seguimos participando, pero algo desconcertados. No somos conscientes de haber hecho algo tan tremendo como para causar semejante reacción. Intuyo que detrás de este rebote hay algo más personal.

15/11, martes

 

Primer examen de C. financiera de tipo Quiz para autoevaluarnos, el profesor no lo recoge, pero sí que cada uno nos damos cuenta de lo poco/mucho que sabemos.

El grupo solicita entrevista al ie para hablar sobre nuestro problema con el miembro díscolo. Sorpresa cuando descubrimos que en la reunión, la responsable del ie ha considerado oportuno convocar también al tercero en discordia. Una vez más vuelve a acaparar todo el tiempo y trata de convencernos de que ha cambiado y nos pide disculpas, ¿será porque estamos delante de un miembro del ie? Me pregunto si no es un comediante que interpreta el papel de “bueno” para salvar la cara. Mi sensor para reconocer las intenciones de los otros se pone en alerta, sin embargo, una vez más el grupo le da la oportunidad de que demuestre con hechos lo que dice con palabras. Veremos en qué queda todo.

16/11, miércoles

 

Examen de C. organizacional, desarrollo de una pregunta teórica durante un cuarto de hora. Cinco segundos de silencio sepulcral cuando el profesor revela el tema del examen. Nadie sabe nada sobre el tema propuesto. A continuación carcajada burlona del profesor ante nuestro atónito silencio. Se trataba de una broma, después nos sugiere escribir sobre factores de motivación, tema, esta vez sí, tratado en clase.

21/11, lunes

 

Apasionante clase de Entorno económico sobre tipos de cambio y balanza comercial de países. El profesor percibe el interés de los presentes y nos involucra en su exposición.

Reunión de grupo en la que el miembro díscolo vuelve a acaparar la mayor parte del tiempo, pero esta vez con una especie de tono pasteloso, parece que su esmero en ganarse otra vez nuestra confianza le hace sobreactuar.

22/11, martes

 

El profesor de C. gestión sigue compartiendo píldoras divertidas con nosotros; al solicitar voluntarios para exponer un tema nos dice que salga “alguno de los de si no salgo me da algo”. Continúa con su eterna coletilla: “¿estamos de acuerdo?”

Explicando generadores de coste con el ejemplo de los gastos domésticos en alimentación comenta: “si te comes, como dicen en Sevilla, las bragas de un mono”. Y al contar la manera en que se toman las decisiones dentro de su familia: “las últimas dos palabras siempre las tengo yo (el profesor) y son “sí cariño”.

El culebrón de nuestro grupo toma derroteros curiosos. Ahora existe en el ambiente de nuestras conversaciones un exceso de celo para no dañar el equilibrio inestable en el que nos encontramos. Manifestaciones de aprecio excesivas que suenan forzadas, malentendidos tontos que requieren demostraciones de buenas intenciones interminables, en fin, ambiente poco natural.

23/11, miércoles

 

Por primera vez escucho una risa descontrolada del profesor de C. financiera. Me recordó a la risa de los malos de la película cristal oscuro (eran unos pajarracos con cara de buitre).

Curiosa idea de compañera de clase: enviarse postales a uno mismo cuando sales de viaje para comprobar los cambios interiores que el viaje te ha provocado desde la fecha en la que te la enviaste. Hoy el grupo no se ha reunido, nos hemos tomado fiesta de nosotros.

28/11, lunes

 

De nuevo saltan chispas, el grupo adopta una postura unánime y fuerte con respecto a su problema. Él parece que se mantiene a la expectativa, en su rincón, aunque no avanzamos porque las reuniones son monotemáticas y no las dedicamos a discutir las asignaturas de las clases.

La rapidez del profesor de D. estratégica nos apabulla, tenemos dos sesiones seguidas y vemos dos casos a toda pastilla por culpa del partido de fútbol Madrid-Barcelona

29/11, martes

 

El profesor de C. gestión continúa soltando píldoras divertidas. Comenta la debacle del resultado del partido de ayer y las declaraciones de los responsables madridistas: “Esto es un poco como las elecciones generales, uno acaba preguntándose ¿quién coño ha perdido?”

En la reunión de grupo saltan chispas por todos lados y dos de las chicas se atreven a decir las verdades del barquero. Él se muerde la lengua.

30/11, miércoles

 

Volvemos a las andadas, a cada reunión en la que parece que este señor baja las orejas le sigue otra en la que desata su agresividad. Me reitero en mi opinión, el problema es demasiado grande para nosotros. Su ego excesivo no le permite ceder en ninguna disputa, sólo él es el poseedor de la verdad y utiliza, entre otras, la excusa de que su nota depende del trabajo que entregue el grupo para forzarnos a aceptar su criterio; se enrabieta como un niño si no cedemos y es imposible avanzar. Hoy ha conseguido que una compañera llore, aunque lo más curioso es que como me autoimpuse no abrir la boca en las reuniones, resulta que ahora yo soy el bueno del grupo. Una vez más demuestra sus vaivenes. Supongo que después de hoy ocurrirá algo drástico.

12/12, lunes

 

Sobredosis emocional. Reuniones durante media hora con representantes del ie y durante hora y media con la psicólogo que conocimos en el periodo residencial de Segovia. Por fin el grupo consigue transmitir a todos los agentes decisores la profundidad del problema y el hecho de que no podemos permitirnos el lujo de dar más oportunidades (no nos queda tiempo). Entre todos decidimos que no asista a nuestras reuniones de equipo. Él intenta salvar la cara y nos propone soluciones que le benefician a él pero que a nosotros nos perjudican y que por supuesto no aceptamos. No queremos tener nada que ver con él, estamos demasiado escarmentados de las consecuencias de sus continuos cambios de personalidad para permitirnos algún resquicio en nuestra postura por el que se escape. Esta vez es definitivo, la pelota está ahora en el lado de los que provocaron el problema: él al elegir al ie, y el ie al admitirlo.

Hoy salgo a la pizarra para comentar un caso de C. gestión. No quedo mal del todo, pero tampoco bien. Interesante clase de D. estratégica en la que el profesor simula un partido de ping pong (ataque – contraataque) entre dos empresas. Una un monopolio en el sector de los edulcorantes y la otra una nueva empresa que comienza a vender sus productos en ese sector.

13/12, martes

 

Entregamos el trabajo de grupo de Marketing (caso Polyfhonic rebautizado por la clase como Polyfucking) sin escribir entre los autores el nombre del miembro díscolo. Le ofrecimos la posibilidad de incluirle a pesar de no haber participado, pero él se ofendió y rechazó el ofrecimiento. Durante los primeros 15 minutos de nuestra reunión diaria de grupo volvió a utilizar un tono conciliador e intentó convencernos para que le admitiésemos de nuevo, pero ahora el grupo ha respondido de manera tajante: no queremos. Por primera vez en lo que va de curso hemos logrado comentar un caso de clase después de que él se fuera del aula.

14/12, miércoles

 

Vuelvo a exponer en la pizarra la segunda parte del caso de costes. Esta vez mucho mejor; el profesor me felicita en voz baja. Me entero de la primera nota que el ie me pone en una asignatura: A-, creo que es algo así como un notable alto. Tengo que reconocer que me ha sorprendido, creí que había hecho peor el examen. El caso es que este tipo de puntuaciones dependen también de cómo lo hayan hecho los demás.

Por fin nos convoca la alta dirección del ie (vicedecano y directora ejecutiva de programa) para hablar de nuestro problema de grupo. Mañana veremos qué pasa.

15/12, jueves

 

Hoy no he tenido clase, pero lo extraordinario de la circunstancia bien merece unas líneas. La reunión con las altas esferas del ie ha sido muy favorable para el grupo. No sé qué harán con el miembro díscolo, pero con nuestras intervenciones hemos dejado claro que las víctimas de esta historia éramos nosotros. Él era el agresor.

19/12, lunes

 

Vuelvo a salir a la pizarra para acabar el caso de costes. La clase me aplaude al finalizar el ejercicio a sugerencia del profesor, situación que aprovecha para bromear mientras me  pregunta si recordaba cuál había sido la última vez que me habían aplaudido y responder él mismo que seguramente fue cuando nací.

Hacemos examen tipo test de D. estratégica. No estoy muy seguro de cuántas preguntas he acertado, aunque no consigo librarme de cierta sensación de culpabilidad.

20/12, martes

 

En los pasillos, al terminar la clase de C. financiera, protestas generalizadas de los alumnos por la poca claridad de las explicaciones del profesor. A mí, sin embargo, me parece un buen profesor que se enfrenta a un árido tema delante de unos alumnos con conocimientos muy desiguales.

21/12, miércoles

 

Un compañero de clase se atreve a corregir en voz alta un error cometido en la pizarra por el profesor de C. gestión. ¡Menudos huevos tiene! La realidad es que el citado profesor “acojona” al más pintado. Así que, además de reírnos (risa nerviosa por lo inesperado), este desplante nos admira.

9/1, lunes

 

Retomamos las clases después de las vacaciones de Navidad. Algarabía generalizada antes de iniciarse la primera sesión contándonos unos a otros aventuras navideñas. Me entra un intenso dolor de cabeza. Supongo que el shock con la realidad tras la inactividad es demasiado duro y mi cuerpo reacciona quejándose. Brusca toma de conciencia de lo que se nos viene encima al hacer un plan con fechas, exámenes y trabajos pendientes. Socorro, es el gesto silencioso de casi toda la clase (parece que ha habido algunos que se han pasado todas las Navidades estudiando).

10/1, martes

 

Retomamos las clases después de las vacaciones de Navidad. Algarabía generalizada antes de iniciarse la primera sesión contándonos unos a otros aventuras navideñas. Me entra un intenso dolor de cabeza. Supongo que el shock con la realidad tras la inactividad es demasiado duro y mi cuerpo reacciona quejándose. Brusca toma de conciencia de lo que se nos viene encima al hacer un plan con fechas, exámenes y trabajos pendientes. Socorro, es el gesto silencioso de casi toda la clase (parece que ha habido algunos que se han pasado todas las Navidades estudiando).

11/1, miércoles

 

El rostro de una compañera de clase se enciende como la grana cada vez que interviene. Con su candidez e indiscutible deseo de aprender consigue seducir a la mayoría de los profesores, porque a pesar de que ella es consciente de esta reacción, es lo suficientemente inteligente como para tomársela a broma sin dejar que le condicione, es más, se nota que se autoobliga a intervenir en clase como la que más.

12/1, jueves

 

La contabilidad no es un arte es un “artefacto”. Ojo con los maquillajes de balances para aparentar ligereza cuando te tienen que sacar una foto. Ejemplo de filial americana en España dedicada al negocio de los  marcapasos. Ellos vendían a la seguridad social, pero como sus plazos de cobro eran terribles, la central americana decidió cerrar la sucursal en España.

Responsabilidad social corporativa, título rimbombante de una nueva asignatura cuyo profesor posee todas las señales de la inteligencia: “El cambio es la esencia de la vida”.

13/1, viernes

 

Caras de cansancio, la primera semana tras las vacaciones cuesta. Por si fuera poco, no sé a qué mente privilegiada se le ha ocurrido la idea de que hoy jueves también tuviéramos clases. El caso es que llegamos al final de las sesiones un poco por la inercia del “no tengo más remedio”, pero sin las ganas del “me lo voy a pasar bien”.

17/1, martes

 

Incansable al desaliento, el profesor de marketing continúa con su optimismo acostumbrado e intenta interesarnos en su asignatura. Sí, en términos generales lo consigue, aunque a veces todos sentimos que las enseñanzas de esta asignatura nunca podremos ponerlas en práctica. Se producen risas picaronas cuando una compañera comenta los posibles usos del aceite corporal Johnson.

Caras de sopor en clase de Responsabilidad Social Corporativa. La materia de la asignatura es sin duda interesantísima, pero no acabo de decidirme si el profesor es malo o en realidad es imposible hacer la asignatura más atractiva.

16/1, lunes

 

Dos sesiones seguidas de Dirección estratégica. Vemos dos casos sobre empresas que apostaron por una estrategia de internacionalización. Alumnos más interesados en averiguar cómo nos van a evaluar en el examen que en lo que nos está contando el profesor.

Me voy a Beijing en abril. Me han aceptado en el curso de una semana que se impartirá en la escuela de negocios de Chuang Kong. Después de casi ocho años, por fin voy a ver a mi amigo Karim.

18/1, miércoles

 

Por fin llega la decisión final sobre nuestro problema con el miembro del equipo al que le habíamos cerrado la puerta en las reuniones. Ya es oficial, el grupo ha actuado correctamente. Estamos de enhorabuena.

23/1, lunes

 

Clase de E. económico en la que el profesor repasa la asignatura completa casi sin respirar. Increíble, nos quedamos atónitos, ¿todo esto es lo que hemos visto en las clases y deberíamos saber para el examen?

24/1, martes

 

Última clase de marketing sobre comunicación no convencional. Una vez más, es triste decirlo, pero la gente vuelve a estar más interesada en saber cómo va a ser el examen que en lo que el profesor explica.

Animo un poco el caso de RSC (caso sobre petrolera que pretendía extraer petróleo en una reserva natural de Ecuador) con opiniones personales que sé que son polémicas. ¿Qué legitimidad tenemos los occidentales para pedir a otros países que no exploten sus recursos naturales cuando nuestros ancestros esquilmaron los suyos para alcanzar el nivel de vida que ahora nosotros disfrutamos?

25/1, miércoles

 

El profesor de C. de gestión continúa haciéndonos reír. En Argentina, para que no les perjudicara demasiado la inflación galopante, los ciudadanos tuvieron que convertirse en calculadoras andantes para así intentar protegerse de los incrementos de precio que ocurrían cada 2-3 horas. Comentarios sobre Riesgo/seguridad empresarial: “Estoy mucho más seguro el día que me separo de mi señora que el día que decido casarme con ella”

30/1 lunes

 

Jesús Muñoz (Business angel). Mira a tu posible socio imaginando la peor situación que pueda ocurrirte con él y sigue adelante, a pesar de los pesares, si te ves capaz de sobrellevar su peor cara. Dificultades del creador de la idea ante la necesidad de delegar. Imposibilidad de que uno solo pueda hacerlo todo. “Negotious con potentum”.

Presentaciones por equipos del caso Samsung de la asignatura de D. estratégica. Sólo da tiempo a escuchar dos presentaciones que son expuestas por un miembro del grupo elegido según el particular sentido del azar del profesor. Nervios y risas al acabar.

31/1 martes

 

Examen de Marketing; los comentarios de la gente al terminar coinciden con la extraña idea de que estudiar esta asignatura era una pérdida de tiempo. En realidad la intuición nos hubiera dictado las mismas frases que hemos escrito en el examen, o por lo menos eso creemos. Tengo que reconocer que a mí no me interesaba demasiado la asignatura.

En RSC discutimos la utilización de mano de obra infantil por parte de un proveedor indio de Ikea y las repercusiones que tuvo este hecho. ¿Es el jefe responsable de las meteduras de pata de sus subordinados/proveedores? Sin duda esconderse era la peor de las opciones, y por supuesto Ikea dio la cara y tomó medidas para que no ocurriera de nuevo.

1/2 miércoles

 

Toda la tarde dedicada a las presentaciones por grupos de los trabajos finales de la asignatura de E. económico. Variopintas sensaciones: admiración hacia un compañero que a pesar de sus dificultades en el habla se fuerza y sale a la palestra. Atropello y desorden en las palabras inseguras de otros, poderío de algunas mujeres, requiebros y temblores en la voz de otras. Y por último, vergüenza ajena por un pobre hombre que atrapado en su manera de ser e incómodo con su cuerpo, es incapaz de librarse de la necesidad de deslumbrar y sólo consigue aburrir y dar lástima.

6/2 lunes

 

Última clase de C. financiera antes del examen. No sabemos lo que se nos viene encima, pero la gente tiene una desconfianza absoluta acerca de lo que sabe. Hay que reconocer que para alguien que no ha visto contabilidad en su vida, lo que nos han enseñado en clase es inmenso. ¿Cuánto hemos aprendido? Nervios y caras de desamparo. En el examen cada uno estará solo con su incertidumbre.

7/2 martes

 

Última clase de RSC y resulta que acaba por gustarnos la asignatura y que el profesor no era tan soso; lo que ocurría era que no es una persona demasiado hábil transmitiendo entusiasmo, lo que se suele decir de un hombre con poca sangre.

Llega a clase el outsider del ie, se presenta con el nombre de Quico y los tacos empiezan a surgir de sus labios con la misma ligereza que el agua del caño de una fuente. Él es el director de carreras profesionales y se encarga de orientar/facilitar los cambios o búsquedas de trabajo a los alumnos executive. Por fin conocemos a alguien del ie con los pies sobre la tierra y que prefiere contar la crudeza de la realidad del mercado laboral con el que nos enfrentamos. A pesar de sus maneras bruscas y de la dureza de su vocabulario, sus ojos desprenden una humanidad inocultable. Como él mismo dice: “en mi trabajo sólo me relaciono con gente que tiene problemas”.

8/2 miércoles

 

Examen de C. de gestión. Enfado de la mayoría de compañeros en los corros que se forman al acabar la prueba. Resulta que los ejercicios son algo complicados, y en general la gente opina que el profesor no nos ha preparado para resolver problemas de esta dificultad. Cerdo es la expresión más suave que escucho en los comentarios referidos a su persona.

13/2 lunes

 

El día terrible ha llegado. Hoy tenemos dos exámenes seguidos, C. financiera y D. estratégica. En mi caso, salgo muy descontento del primero y esto me afecta en la chapuza que me sale en el segundo. Físicamente estoy reventado, veremos si me recupero del disgusto para la prueba de mañana.

14/2 martes

 

Presentamos en equipo el trabajo de G. emprendedora. Las chicas han preparado un show en el que nos ponemos delantales con el slogan de nuestro proyecto de empresa: Organic attraction. Se trata de una empresa que pretende competir en el mercado de la restauración mediante la venta de menús con alimentos aptos para personas con intolerancias alimenticias. A mí me toca presentar las cifras y por culpa de la amenaza del tiempo creo que me paso de precavido y abrevio demasiado. De hecho, percibo caras de decepción en la profesora y en mis compañeros. Sin embargo, decido silenciar los motivos reales de mi actitud.

16/2 jueves

 

Taller de innovación. El ponente nos desafía a que pongamos en práctica las herramientas para potenciar la creatividad que nos enseña. Efectivamente, generar ideas novedosas es una actitud que puede ejercitarse en cualquier momento (observar e intentar solucionar los problemas cotidianos a los que se enfrentan los demás) y que proporciona mejores ocurrencias cuanto más la practicas. Salgo del taller encantado. El concepto de gorro negro/blanco (en contra/a favor) cuando te cuentan una nueva posibilidad es interesantísimo. En esencia consiste en aprender a contener las críticas iniciales que nos surgen a todos ante nuevas ideas y especular acerca de las posibles aplicaciones/beneficios que podrían tener.

 

 

20/2 lunes

 

Hoy tenemos clase sobre los problemas que causan los malentendidos culturales cuando se hacen negocios en distintos países (estereotipos…). Es un poco aburrido el inglés que nos lo cuenta, pero la idea es curiosa. Su empresa ha alimentado una base de datos que es capaz de perfilar tu personalidad según unos atributos contrapuestos que aparecen al responder un test y, en función de estos datos, sugiere cuáles son los habitantes del país a los que te pareces más. También nos explica que la comparación de estas variables entre los miembros de un equipo puede desvelar aquellas áreas en las que pueden surgir tensiones. Interesante como digo, si no fuera porque no creo en las generalidades, todos tenemos un poco de todo y ese algo se manifiesta según sean las circunstancias del momento en que ocurren los hechos.

Una compañera de clase, al hablar el profesor sobre las diferencias culturales de las empresas, comparte con nosotros su curioso primer día de trabajo en una empresa para la que trabajó. Resulta que durante su primera semana el director general la convocó a una reunión y, con todo el recelo que este tipo de llamamientos despierta, se presentó en su despacho. Para su asombro, el jefe, después de indicarle que se acomodara, le contó una fábula cuya moraleja tenía que ver con las bondades de trabajar en equipo. No me cuesta imaginarme su cara de asombro en aquel instante.

21/2 martes

 

Nuevas asignaturas, nuevos profesores, viejas sensaciones; seis meses por detrás y otros seis por delante ¿tendremos aguante? Hoy ha venido un personaje curioso al aula que me ha hecho sonreír cada vez que abría la boca. Se trata de un técnico que nos ha grabado con una cámara de vídeo. Como de lo que se trataba era de captar imágenes que demostraran la alta participación en las clases de los alumnos del ie (nosotros) y ésta era nuestra primera clase de D. financiera (demasiado pronto para las dudas), el profesor se ha saltado el guión y hemos comentado el culebrón Ruiz Mateos, tema en el que un compañero parecía interesado, luego, el profesor, con su indisimulable tendencia hacia el discurso abrumador, se ha despachado a gusto y ha despotricado contra la CNMV, Ruiz Mateos y contra los imbéciles que han confiado en él. Al terminar de grabar, el técnico nos comenta que él se quedaría encantado a escuchar la interesante charla del profesor, pero que no sería justo porque no ha pagado la matrícula.

Hoy hemos tenido la primera reunión de los integrantes del nuevo grupo de trabajo del segundo semestre, y nos estaba esperando una psicóloga que nos ha hecho hablar sobre las experiencias vividas con el grupo anterior. Comentarios variopintos, rencillas personales intuidas que se confirman; en todo caso, uno de los compañeros se lleva la palma. Él declara desde el comienzo de nuestra colaboración que no está dispuesto a reunirse, que bastante tiene ya con las reuniones de su trabajo y que lo mejor es que nos repartamos las asignaturas y que confiemos en el trabajo de los demás. Me he reído a gusto, es una carga de profundidad que va directa contra la línea de flotación de lo que es más sagrado para el ie y lo que más les interesa potenciar: la colaboración entre estudiantes. Veremos si seguimos su consejo.

El profesor de D. operaciones se ayuda en sus clases de unas presentaciones en power point bastante talluditas y no acaba de darse cuenta de que su eficacia a la hora de captar nuestra atención es bastante limitada. Lástima, en todo caso dejemos un tiempo prudente para que pueda desdecir con hechos las primeras impresiones que sólo están llenas de palabras.

22/2 miércoles

 

Otra vez aparece en clase la persona responsable de nuestras carreras profesionales (el malhablado) y nos cuenta estrategias diversas sobre cómo localizar posibles ofertas de trabajo que no aparecen en los medios de comunicación. Algunas ya las he probado, pero otras que comenta y que no he intentado, sin duda, las pondré en práctica. Este hombre es perro viejo y se las sabe todas. En todo caso, al buscar trabajo, continúo con el mismo conflicto interno de siempre. Al fin y al cabo vendo lo que más valoro: mi tiempo, y por eso esta venta me provoca sensaciones contradictorias emparentadas con las que debe sentir una prostituta.

Nuevo profesor de D. estratégica II; no sé por qué, pero sus modos y maneras me traen a la cabeza la figura de Papá Noel: bonachón, dulce y barrigón aunque sin barba. Creo que me van a gustar sus clases.

27/2 lunes

 

Decepcionante entrevista con el responsable de carreras profesionales. Llegué a su despacho a la hora convenida (14.30 hs), pero estaba ocupado. Inicialmente no me importó, pero cuando media hora después terminó con la persona con la que hablaba, me dijo que tenía prisa porque había quedado a comer con su mujer. Así que muy diplomático me despachó en cinco minutos con requiebros verbales.

El profesor de D. financiera demuestra una vez más su antipatía por Ruiz Mateos y nos alecciona sobre lo que para él es más importante en una empresa: cobrar las ventas; lo demás son paparruchas. Admirable su capacidad para ponerse al nivel de los alumnos menos duchos en la materia; curiosa la forma en que vive lo que transmite.

Las reuniones del nuevo equipo de trabajo empiezan con unas consignas muy claras: división de asignaturas, reparto de funciones clave por semanas. El orden y la aceptación en aras del bien común ocultan las individualidades. Inmejorables primeras impresiones; ahora somos todos perros viejos.

La voz del profesor de D. operaciones resulta chirriante (casi agrede). Posteriormente pude confirmar que esta circunstancia tiene que ver con la calidad de conformidad de sus oídos.

28/2 martes

 

Nuevo profesor de la asignatura Estrategia y plan de Marketing. Su aspecto y maneras me parecen las de un niño grande y nervioso (el tío no deja de pasearse de arriba abajo desde el minuto uno de clase). Preocupante su natural inclinación hacia el discurso sin contenido claro; carece del don de la concreción. Vamos, que no hay manera de que vaya al grano. Divertida la entonación gallega con que termina sus frases.

A pesar de que ya se han publicado varias notas, continúo siendo fiel al pacto que hice varias semanas atrás con un compañero de clase: ambos nos negamos a mirarlas. Y a pesar de lo dicho, me muero de curiosidad.

01/3 miércoles

 

Clase de D. operaciones soporífera, este hombre pertenece al estilo de profesores que con sus explicaciones consigue hacer difícil lo sencillo. Esta vez se trataba de la fabricación casera de galletas. Me pregunto de lo que será capaz cuando tenga que explicar algo verdaderamente complicado.

Curiosa relación entre las personas que tuvieron dificultades en la infancia con la escritura y la lectura (cuasi disléxicos) y su inclinación natural a embarcarse en aventuras de “emprendimiento” (palabra repetida en el ie hasta la saciedad y que todavía no existe en el diccionario de la Real Academia).

04/3 sábado

 

Comida informal de toda la promoción executive promovida por los propios alumnos. Comenzamos a las 3 de la tarde y acabamos a la 1 de la noche. Tensión sexual en el ambiente y algún que otro triunfo (no por mi parte). Deseos no satisfechos en el aire y abundante alcohol en las venas. A pesar de ser todos talluditos, la mayoría continúa sentimentalmente tan perdido como el adolescente que fue. Me causa simpatía comprobar lo frágiles que somos, lo importante que es para todos ser especiales para alguien.

06/3 lunes

 

En clase de D. estratégica hablamos sobre modelos de organigramas y su evolución según el tipo de empresa. Todavía no acabo de concretar mis impresiones sobre el profesor con una palabra que le resuma. A veces me parece brillante y otras confuso. Hay momentos en que absorbe mi atención por completo y otros en los que no hay quien le aguante. Creo que sus maneras tímidas esconden sabiduría, pero además, por alguna razón desconocida, hoy he sentido su desconfianza natural. ¿Hacia qué?

07/3 martes

 

He tenido mi segunda sesión de coaching y esta vez ha resultado decepcionante. El coach se ha empeñado en hablar sobre una serie de asuntos que ya tengo más que superados y a pesar de que se lo he dicho, no ha habido manera de sacarle del carril que tenía pensado.

Nuevo profesor de la asignatura de Sistemas de información. Simpático y cercano, se confiesa ignorante de la materia que imparte; sus clases prometen. Apacigua nuestras inquietudes sobre la aridez de los temas a tratar y nos promete discusiones encendidas y pocos eccemas. En realidad la asignatura versa sobre la manera eficiente de diseñar flujos de información en la empresa y a los que los manejan: los informáticos.

Hoy han salido a la pizarra unos compañeros de otro grupo para presentar el primer caso de D. financiera. Opiniones variadas en los comentarios de pasillo después de la clase: se ha pasado tres pueblos, el profesor es un maleducado, me gusta, impresentable, no hay derecho al modo en que los ha tratado. Efectivamente, la manera en que se comporta este profesor en las clases es particular. Nadie discute su sabiduría, pero su estilo cortante y hasta cierto punto insultante hiere sensibilidades. Melifluo fue la palabra que utilizó medio en broma para referirse a un compañero de hablar pausado y maneras suaves.

08/3 miércoles

 

A pesar de que tenían que terminar el caso de D. financiera los compañeros que lo iniciaron ayer, el profesor, a la vista de la hoja de cálculo que presentaron, ha preferido explicarlo él con su propia solución. Silencio y estupor de todos nosotros cuando termina. Ninguno de los presentes ha sido capaz de acercarse mínimamente a la solución. El profesor se da cuenta de nuestras caras abrumadas e intenta animarnos explicándonos que éste era el ejercicio más laborioso de la asignatura.

Se produce un sin querer gracioso después de las clases y cinco alumnos nos perdemos entre risas y cañas por la noche madrileña. Llego a casa a las cinco de la noche. Sin palabras.

13/3 lunes

 

En clase de D. financiera el profesor mantiene un rifirrafe dialéctico con una alumna que nos hizo contener el aliento. El asunto comenzó después de que el profesor hiciera una puntualización sobre el ejercicio de la clase anterior y ella le contestara que esa era la duda que ella planteó y que él había menospreciado. Las palabras adoptaron con el paso de los segundos un tinte despreciativo (“preguntas de poco nivel”…). Finalmente el profesor reconoció que no se acordaba del asunto en cuestión, pero que si ella quería él no tenía inconveniente en que se grabaran sus clases para así poder comprobar en el futuro lo que en su momento haya podido decir o no. Me pareció una actitud un poco infantil, una rabieta de niño pequeño. Sin duda la humildad no es una de sus virtudes.

14/3 martes

 

Esta vez la sesión de coaching ha resultado un poco más jugosa que la anterior. Se trataba de reunir en una cartulina fotos, palabras…, que evocaran lo que deseo ser dentro de 5 años, qué necesito aprender para llegar allí, de dónde sacaré energía/felicidad y qué lastres/barreras tendré que superar. Bueno, he hablado sobre cosas que ya sé, lo aleccionador ha sido verlas todas reunidas en un pequeño espacio (mandala).

Clase de D. estratégica aburrida como ella sola. Creo que el profesor no es consciente del sopor que provoca a sus alumnos.

15/3 miércoles

 

En clase de Mg discutimos sobre la manera en la que venderíamos un sillón plegable apropiado para todo tipo de actos sociales (flexible-love). Sorprendente la conclusión del profesor. Es la primera vez que escucho que alguien de Mg renuncia a gastar dinero en publicidad. Parece que los particulares atributos de este producto (diseño estrambótico, costes y márgenes, fragilidad) convierten en un despilfarro el posible gasto publicitario, es decir, el producto es tan llamativo que lo mejor sería dejar la publicidad en manos del boca a boca, participar en actos sociales, página web… Varios compañeros manifiestan su desacuerdo con desigual ímpetu. Lo cierto es que intentar vender un producto sin contar con el poder de coacción del dinero es una apuesta arriesgada.

Deserción masiva en S. información por culpa del partido de fútbol Madrid-Olimpic. Sorprendente y hasta cierto punto ridículo que el profesor apunte en su mapa de clase a aquellos que sí que nos hemos quedado.

16/3 jueves

 

Taller de Excel. No era exagerado el comentario de aquellos que me habían dicho que éstas eran las clases más útiles y en las que más habían aprendido. El profesor pertenece a ese tipo de personas que consiguen aunar la campechanía con la distinción. De corte más bien conservador, su ropa, maneras y hablar denotan cierto orgullo y una indudable satisfacción personal. Inteligencia fuera de toda duda, nos enseña la manera correcta de utilizar una hoja de cálculo. Siento vergüenza de mí mismo porque me demuestra lo iletrado que era a este respecto a pesar de que mi CV declara lo contrario (experto en paquete office…). Al finalizar la sesión casi todos salimos entusiasmados y algunos abrumados (con necesidad de palabras de aliento).

20/3 lunes

 

Al profesor de D. financiera continúan escapándosele lindezas fuera de tono: “Yo no estoy aquí para contestar preguntas acerca de otras asignaturas porque no quedaría tiempo para dar mi temario; se lo preguntas al profesor…, o al listo de la clase que todavía no he identificado quién es”. Tengo que reconocer que en general tiene razón, aunque también creo que podría decir lo mismo sin afilar tanto las palabras. Me queda claro que la diplomacia no es una de sus virtudes. Sin embargo, las pocas veces que, en privado, he hablado con él demuestra ser un tipo de lo más cordial y cercano. Puede que esa actitud suya en las clases se deba al respeto que le produce tener que enfrentarse al grupo (¿será inseguro y es ésa su manera de defenderse?)

21/3 martes

 

Curiosa sesión sobre marca personal. Se trata de aprender estrategias para vendernos mejor, el asunto es ¿necesito que alguien me compre? Sin duda, el eco que generan las redes sociales puede ayudar.

Nos suspenden una clase de S. información porque el profesor está enfermo.

22/3 miércoles

 

Sin pretenderlo, como todo buen chiste, provoco una carcajada general de la clase. Resulta que en D. estratégica acabábamos de ver un vídeo sobre los avances que traerá la tecnología de los nuevos cristales flexibles digitales y cuya protagonista era una joven madre de familia (verdaderamente atractiva) que interactuaba con los distintos dispositivos mostrándonos lo más parecido que he visto a una vida bucólica. Al acabar, y sin pensarlo demasiado, se me ocurre decir en voz alta: “Yo quiero ser Jennifer” (la protagonista). Aseveración que, claro está, tuvo múltiples interpretaciones y que causó un gran jolgorio.

27/3 lunes

 

En clase D. financera, el profesor ejemplifica con una anécdota lo que es el coste de oportunidad. Marido que llega a casa exhausto pero feliz y le cuenta a su mujer que a la salida del trabajo ha perdido el autobús por milésimas de segundo y que le dio tanta rabia que se puso a correr detrás de él para intentar alcanzarlo en la siguiente parada, pero cuando llegó a ella volvió a sucederle lo mismo y así en cada parada hasta llegar a su casa. Así que el marido concluye que está contento porque gracias a que ha ido corriendo detrás del autobús se ha ahorrado 3 euros. A lo que su mujer le contesta: pues eres tonto porque si hubieras ido detrás de un taxi te hubieras ahorrado 50.

28/3 martes

 

Nueva asignatura, Control de gestión. Profesor cuyo tono de voz acaricia. Interesado en que comprendamos los mecanismos que favorecen el avance de las empresas. Nos relata una tortura china en la que el torturador curaba al torturado después de cada intervención para que durase más tiempo como analogía de lo que hacen algunas empresas para sobrevivir. Curiosa propuesta: que las ideas tengan sexo entre ellas; que se reproduzcan.

29/3 miércoles

 

Examen tipo test de D. operaciones. Tengo dudas en numerosas preguntas, así que supongo que la puntuación no será muy buena.

1-9/4

 

Estoy en Beijing. La amalgama de vivencias necesita el espacio de una novela entera, aunque en este diario sólo voy a incluir algunas pinceladas:

Políticamente China se encuentra en la misma antesala del cambio en la que estuvo España al inicio de los 70´s: el antiguo sistema mantiene el barniz exterior para evitar males mayores (debacle URSS), pero las presiones internas/externas le obligan a una rápida transformación.

Es el ritmo del cambio lo que el gobierno Chino intenta controlar por todos los medios a su alcance, el ritmo del crecimiento, el ritmo desbocado de la mudanza del campo a la ciudad, el aumento imparable del grosor de la clase media (lo que a occidente le costó casi dos siglos, ellos lo están haciendo en apenas una generación). Y es este ritmo el que, como el perro que tira más que el amo, se revela incontrolable.

El varón chino, educado en la competitividad más extrema, soporta una enorme presión social  al acarrear sobre sus hombros el peso de tener que ser el sustento de sus padres/abuelos, de los padres/abuelos de su pareja y de sus hijos. Puede que sea ésta la razón por la que sus maneras resultan tan agresivas para una mentalidad occidental. En palabras de mi amigo Karim (vive en Beijing desde hace ocho años): “El varón medio chino no tiene vida propia, es una mula de carga”.

Hablan sin tapujos acerca de las dos cuestiones más candentes que tienen: el Tíbet (jamás renunciarán a este territorio entre otras razones porque enlaza con el siguiente problema) y la escasez de agua, que se comprueba en cuanto te alejas de Beijing 40/50 kilómetros (aquella tierra es un secarral). No descartan construir un oleoducto faraónico para traérsela desde Siberia.

Juego geopolítico de intereses con África, Sudamérica y países del cuerno de oro. Su plan maestro consiste en tapar la boca de los gobiernos occidentales convirtiéndose en los acreedores de su deuda y, mientras, ellos aprovechan su libertad de acción para apropiarse de los recursos que tanto desean.

 

Tengo la certeza de que China es plenamente consciente de su potencial y también de que mira a occidente con la confianza del que sabe que tiene las de ganar. El problema es que los occidentales somos tan inocentes que todavía los miramos a ellos con la altanería propia del antiguo rico venido a menos. En todo caso, no sé por qué, pero cuando pienso en China, en la China real que se esconde detrás de una sonrisa, siempre me viene a la cabeza una frase de advertencia de Unamuno: “El ojo que ves, no es ojo porque tú lo veas, es ojo porque te ve”.

10/4 lunes

 

Nueva asignatura y profesor de recursos humanos. El sonido de su voz es delicado, como si temiera despertar a alguien que duerme. Dirige la clase y las enseñanzas que nos inculca con indudable maestría. Claro está, nos confiesa que lleva en el oficio más de veinte años.

En D. financiera el profesor se destapa una vez más y nos hace reír cuando nos está explicando la crudeza de la toma de decisiones financieras en las empresas. Sucedió que al analizar el caso que nos tocaba, teníamos que dar o no el visto bueno a un proyecto de inversión que obligaba a incrementar los gastos generales en una cantidad que no iba a ser utilizada por completo (aparición de capacidad ociosa que, sin embargo, podría ser aprovechada por proyectos futuros). La pregunta era: ¿debía el proyecto asumir todos los gasto generales? ¿Debía llevarse a cabo el proyecto aunque incurriera en pérdidas por tener que asumir más gastos que los que necesitaba? Ante estas preguntas varios alumnos opinaron que no era justo asignar al proyecto el total de gastos generales y, el profesor, en un desplante divertido que reveló la actitud aséptica que debemos adoptar ante las cifras, le respondió: “¿Quién te crees que eres para decidir algo que está fuera de la realidad de los números con tanta alegría, acaso un estratega?, ¿quién te crees que eres para gastar el dinero tan alegremente, la mujer de Zapatero?

Los que volvemos de China nos encontramos un panorama un tanto enrarecido porque el profesor de Mg. parece que está apretando el acelerador más de la cuenta y nos ha mandado numerosos trabajos fuera de programa.

11/4 martes

 

Me aburro en clase, mi cabeza y mi cuerpo (además de mi horario) están todavía en Beijing.

Tenemos noticias de que uno de los compañeros de clase ha tenido que dejar el curso para poder atender problemas de trabajo en su tierra. Lástima, es un buen chaval, algo calladito, pero buena gente.

12/4 miércoles

 

Nos entregan los resultados del primer examen de D. operaciones. Sin comentarios, tengo que espabilar.

El profesor de S. información utiliza su simpatía natural para amenizar las clases y de vez en cuando saca su vena humorística: “yo soy de pueblo y cuando visité Google se me cayó la mandíbula al suelo y fui haciendo un surco en el suelo con ella”.

24/4 lunes

 

John Lennon “la vida es aquello que te ocurre mientras te esfuerzas en que te sucedan otros planes”. Prueba con los espaguetis: el desafío del marshmellow. Varios colectivos son invitados a construir figuras geométricas con espaguetis secos y en el extremo más alto debían colocar una especia de caja, todo ello guardando un equilibrio casi imposible. El orden logrado por los participantes de peor a mejor fue: alumnos de Business schools, abogados, CEOS, CEos+secretaria, niños de cinco años, arquitectos+ingenieros. Muchas veces es la planificación la que lo estropea todo. En entornos con certidumbre recomendable planificar, en aquellos con incertidumbre mejor hacer primero y luego mejorar: prueba y error.

Apoteósico, por lo incongruente, el comentario de una compañera de clase. Resulta que en clase de S. de información estábamos discutiendo el caso que previamente debíamos haber leído sobre una empresa que utilizaba su página web para servir de intermediario en todo el negocio que se mueve en torno a las listas de boda. Y de repente, esta compañera levanta el brazo y con la candidez que la caracteriza comenta: “este caso me llamó la atención así que me metí en internet para ver si tenían página web”. Sin comentarios, todos estallamos en una gran carcajada.

25/4 martes

 

Hoy dedicamos la tarde entera a las presentaciones de los trabajos de marketing previamente aprobados por el profesor. La soltura en la pizarra de los alumnos que exponen contrasta sobremanera con lo que ocurría hace unos meses.

26/4 miércoles

 

El profesor de D. estratégica ha traído a un invitado para darnos una charla sobre China. Estoy un poco saturado del tema y no consigo encontrar en su discurso nada nuevo que me llame la atención.

03/5 miércoles

 

Consejo de cura a profesor de D. gestión: “No intentes cambiar a tu mujer porque nunca cambiará”. A ella le dio el mismo consejo y ocurre igualmente con lo que es una empresa.

 

Yo a mi mujer siempre le he dicho que en las relaciones sexuales me encantaría interactuar con diferentes unidades de negocio, pero tengo que reconocer que por nada del mundo me gustaría perder las sinergias que ella me da. En las empresas tampoco es posible conseguir innovación y sinergias a la vez; no se puede tener todo.

04/5 miércoles

 

Día plano, no se me ocurre nada sobre lo que escribir.

09/5 lunes

 

Presentaciones en clase del caso Richardson Hindustán (Vicks en la India). La verdadera labor de la dirección consiste en encontrar equilibrios entre los stakeholders (gobierno, accionistas, central y trabajadores), fundamental para el director general que el poder de los accionistas esté diluido.

10/5 martes

 

Comentarios de profesor de RRHH: casi todo el mundo suele evaluar a los demás con un único criterio: ¿esta persona me cae bien? Al seleccionar a un posible candidato para un puesto antepongo el perjuicio del conflicto que pueda causarme la persona conflictiva a los resultados financieros a corto que él/ella pueda generar en la empresa.
Yo aconsejo que no os metáis en aventuras de líneas de negocios nuevas, porque el primero suele salir escaldado. Métete detrás del pionero, pero sobre todo diviértete.

11/5 miércoles

Examen de Mg. El profesor nos ha pedido que en dos horas hagamos un plan de Mg de un cachivache helicoidal que con el impulso del viento es capaz de generar energía para los hogares. Antes de comenzar, no he conseguido contagiar el espíritu de rebelión que me apetecía demostrar en esta asignatura. A la clase les propuse que todos dejáramos el examen en blanco. Hubiera sido algo sin precedentes en el ie.

16/5 lunes

Un tonto y su dinero suelen durar poco tiempo juntos.
Se gana mucho más con la coca que con la lotería, es una sencilla cuestión de riesgo.
Lata de pintura que te vuelve invisible; negocio para evitar radares (barcos fantasma)
Presentaciones de cada grupo de la asignatura de Sistemas de información
Uso de camisetas blancas embutidas que uno de los grupos utiliza para presentar la nueva tarjeta sanitaria. Músculos remarcados de uno de los ponentes que avivan comentarios lúdicos entre las féminas. Pero ¿todo eso son músculos?, déjame ver…

17/5 martes

Comentario de profesor de D. financiera. No me cuentes películas que no vienen al caso; esto es como decía Sepúlveda: “Si mi madre tuviera ruedas no sería mi madre, sería un volquete”.
D. rrhh: escalera de Buardini, “las etapas de la vida”.

18/5 miércoles

Debate sobre la bondad o maldad de la evaluación por objetivos e incentivos (bonus). El profesor no es partidario de ellos porque provocan más inconvenientes que beneficios. Se deben plantear objetivos personales como guías, oportunidades a alcanzar, no amenazas.
Como hace Walt Disney, sería mejor dar bonus sorpresa (no esperados)
Es un hijo de puta pero, es mi hijo de puta.
Sensación de que no deja hablar, interrumpe, impone con la rapidez aunque a veces sí escucha.
En D. operaciones contesto a una pregunta con una obviedad tan ridícula que provoca una carcajada generalizada. Resulta que el profesor planteaba disminuir el número de almacenes de una organización desde tres hasta uno, y preguntaba que cuánto podría ser el ahorro asociado a este cambio. Se trataba en definitiva de estimar una cifra de ahorro en stocks a partir de los stocks de los tres, y yo, sin embargo, ni corto ni perezoso le contesté: “Si tenemos tres almacenes y nos quedamos con uno, pues eso, nuestro ahorro es de tres menos uno…, dos”. Sin comentarios.

23/5 lunes

Esta vez el profesor de C. gestión tan apenas nos ha dejado intervenir en clase porque, esta vez sí, venía decidido a coger la batuta y con paso firme mostrarnos todas las diapositivas de su presentación, logro que hasta ahora no había conseguido porque con nuestros comentarios y debates solemos comernos su tiempo. Me enternece la cara de desolación que se le suele quedar cuando al final de las clases se da cuenta de que no le ha dado tiempo a contarnos ni la mitad de lo que tenía previsto.

24/5 martes

Hoy ha venido a clase una head hunter de la empresa Hudson y nos ha contado historias sobre la entrevista por competencias. Se trata en definitiva de valorar candidatos a partir de las experiencias profesionales complejas a las que se han enfrentado. Bonita mujer.
En D.rrhh todos a punto de dormirnos.

25/5 miércoles

Último test de D. operaciones con las preguntas tan enrevesadas como siempre. La dificultad de estas pruebas no consiste en conocer o no la materia, sino en comprender qué demonios te está preguntando el profesor. Parece que este hombre es incapaz de hacer las cosas sencillas, creo que disfruta convirtiendo en difícil lo fácil. Además, me queda claro que la redacción no es su punto fuerte.

26/5 jueves

Clase de D. financiera con música de fondo, jarana en los patios del ie que dan a nuestra clase organizada por los IMBA. El deseo de abandonar la clase y unirnos a la fiesta nos puede. Opiniones de profesor sobre Bankia: pantomima financiero contable de Rato (separación de banco bueno y malo)
Quién se levanta de la cama y piensa: qué satisfecho estoy que de todo lo que voy a hacer hoy el 45% se lo va a llevar hacienda. Pues, eso si hay alguien así es un gilipollas.
Jugamos en clase de D.rrhh a negociar de dos en dos la venta de una máquina de coser antigua. El chiste consistía en que quien adoptaba la figura del comprador conocía sólo su parte de la historia (deseo de comprar la máquina y precio de la solución alternativa de 6000 euros) y el vendedor otra distinta (deseo de deshacerse de un trasto viejo por el que sólo le habían ofrecido 100 euros).

29/5 lunes

A mi grupo nos toca salir a exponer en clase de D.financiera. Parece que no estoy muy fino y el profesor me echa un rapapolvo por explicar la hoja de cálculo de un leasing de manera un tanto atropellada.

30/5 martes

Viene otra vez a clase la persona responsable de carreras profesionales; esta vez, está más comedido y no suelta demasiadas palabrotas, sigue con su estilo burlón y realista y nos adoctrina sobre algo obvio pero muchas veces olvidado: la gestión de la carrera profesional es asunto de cada uno.
Desangelada la cara del profesor de D. operaciones cuando al hacer una pregunta le contesta un barullo de voces.

31/5 miércoles

Bolas rojas, verdes o azules en función de tu estado de ánimo; acabaron hasta las bolas. Los directivos no son sólo los números lo que quieren oír, es la voz y sobre todo el olfato del que habla.
Ejemplo de la búsqueda de llaves en la parte donde está la luz (números) a pesar de que las has perdido en la zona donde no da la luz.
¿Cómo se capta el sentir estratégico?
No controlar, sino pensar cómo será el futuro.
Los sonidos del bosque y el sentir estratégico: escuchar lo inescuchable es una disciplina necesaria para ser un buen gobernante.
Experimento con 1500 niños; el pensamiento divergente “posibles usos de un clip”

5/6 lunes

El profesor de RRHH trae a clase al consejero delegado de la empresa de seguros Multiasistencia, un tío majo con acento vasco que convierte la charla en algo muy ameno. Con el buen rollo, al final de la intervención a mí se me ocurre pedirle que nos cuente algún chascarrillo que pueda haberle ocurrido a su empresa, y él nos comenta el caso de un camionero que les llamó para que le buscaran un puticlub cercano al lugar en el que se encontraba. La empresa, siempre en su línea de satisfacer al cliente, así lo hizo, y el cliente, al acabar la faena, telefoneó para agradecerles la gestión.

6/6 martes

Hoy estoy un poco de cura.
Educar no consiste en proporcionar conocimientos a una persona, sino en hacer de él una persona que no existía
Jamás se desvía uno más que cuando cree que sabe cuál es su camino.
Saber distinguir lo esencial de lo importante.
Juego de dividir un cuadrado en siete partes iguales pero habiendo utilizado otra técnica para hacerlo con otro modelo antes.
En el sexo y en la gestión la concentración en la técnica conduce a la impotencia.
Qué se necesita para llegar arriba y mantenerse?
– Conocimientos (raíces); esto es fácilmente copiable
– Habilidades: saber observar, escuchar, planificar, delegar, evaluar, TD, sentido del humor
– Actitudes (sentimientos, creencias): innovación creatividad, intuición, integridad

Cualidad por encima de todas: capacidad de ilusionar (directivo para gestionar sentimientos): crear estructuras, condiciones y actitudes necesarias para ilusionar.
La innovación vendrá por cómo gestionamos e ilusionamos a las personas.
Flexibilidad en fines y medios porque si no dejamos de pensar y pensar es cambiar en la manera de pensar.
El arte de dirigir es saber cuándo hay que dejar la batuta para que la orquesta toque sola (vídeo de personalidades de directores de orquesta)
la manipulación deliberada de los patrones mentales
“gestión del desconocimiento”
¿Qué crees tú que debe tener aquel que quiera triunfar en tu empresa?
No estoy seguro de lo que tiene que tener, pero si sé lo que no debe tener: no debe tener miedo de hacer cosas.
Debatir todos los días nuevas maneras para mejorar
La planificación entorpece el aprovechamiento de las oportunidades que surgen
Inducir.

7/6 miércoles

Yo lo hubiera hecho más breve (Carmen), pareces un tertuliano cualquiera (profe)
Cómo puedes dar ese caso tan antiguo, y tú cómo puedes ser tan tonto. El caso es rabiosamente actual (quejas de Endesa…) Negocio que no puede con ingresos inferiores a sus gastos, la clave es la subida de tarifas (autorizada por el regulador)
El profe se pasa tres pueblos con María.

12/6 lunes

Confundir valor con precio es de necios, por eso los poetas se mueren de hambre
El profesor nos da pautas sobre el examen: habrá trampas no para elefantes, sino para colibrís, sólo los colibrís caerán.

14/6 miércoles

Caso Medicys

13/6 martes

Les dije a los IMBA (que son un poco tontainas) imagínate que una mañana te despiertas y todo te ha crecido un 15%, ¿es eso mucho?
El profe de d. operaciones incombustible al desaliento sigue

Qué es lo que hace dell en internet? MAntonia plataformas cross Docking
Veremos aquello de Campoamor que en este mundo cruel nada es verdad ni mentira…

19/6 lunes

Ecos de mal rollo en el nuevo grupo del personaje conflictivo de mi anterior grupo, era de esperar, la gente no cambia.
Encontrar algo de lo que haya sido protagonista cada uno de los compis. Ené enternecida DO.
Virutas para la sopa de mis compañeras de pupitre.
Olga colorada con preguntas inesperadas de profe DO
Laura a por uvas y con una cara de dormida que no puede con ella
Luisa, ¿cuál es el problema al que se enfrenta la empresa Dell?: el efecto látigo.
Récord absoluto de uno de los compañeros, Lucas: ha utilizado el mismo folio en blanco (arrugado y con solera) para coger apuntes durante los diez meses de curso. El tío no ha escrito una sola línea y se justifica con la excusa de que los apuntes que nos ha proporcionado el ie están muy bien y allí ya está todo, así que ¿para qué escribir nada?, basta con leerlos.

20/6 martes

Examen D.financiera; los comentarios de la gente son bastante optimistas. El examen, para lo que podía haber sido (era la asignatura más hueso) ha sido bastante asequible.
Última clase de rrhh. El hombre éste se las ingenia para que a pesar de lo cansados que estamos, atendamos a sus comentarios.

21/6 miércoles

Último día de clases normales (sólo nos faltan los electivos). A alguien de planificación se le ha ocurrido la brillante idea de ponernos a última hora una clase de operaciones (pa´ matarlo). Sin embargo, a primera hora hemos tenido una sesión de plan estratégico personal (yo s.a). Tres profesores toman la palabra y uno de ellos, el más cachondo, nos prohíbe tomar decisiones sobre nuestro futuro hasta que no hayan pasado tres meses. Sin embargo, los protagonistas de la jornada son tres compañeros que han preparado una presentación resumen de todo el curso: experiencias, chascarrillos, risas; en fin, un compendio con un guión fantástico que nos ha dejado un sabor de boca delicioso, casi diría que ser testigos de ese testimonio visual del que todos hemos sido protagonistas nos ha apretado un poco más a los unos contra los otros. Al fin y al cabo hemos compartido tantas cosas…
A continuación clase de operaciones y, sin que ninguno de los oyentes lo haya provocado conscientemente, el profesor ha sufrido un ataque de entusiasmo. No había manera de callarlo; protestas generalizadas, pero el tío erre que erre, que no paraba. Recuerdo haber escuchado el comentario irónico de una compañera: “A este hombre lo que le pasa es que en su casa nadie le hace caso”. Nos cuenta la realista respuesta de Edison cuando le preguntaron acerca de la circunstancia en que había logrado descubrir la bombilla: “En realidad, lo que yo descubrí fue las doscientas maneras sobre cómo no se hace una bombilla”.
Surge una nueva perla divertida para el recuerdo cuando el profesor pregunta que cuáles serían el tipo de empresas de las que las aerolíneas comerciales podrían aprender si lo que pretenden es mejorar la rapidez con que los motores de los aviones son revisados en tierra (mantenimiento). Respuesta obvia: la fórmula uno, respuesta desconcertante de una alumna: el giro de Italia.
En los escalones del ie toda la clase nos hacemos fotos, después nos vamos a cenar y copear por la noche madrileña.

23/6 viernes

Asisto al electivo de D. proyectos. En clase somos sólo ocho alumnos, razón por la que el profesor nos echa miradas de agradecimiento. Comentarios curiosos acerca de las razones por las que la gente puede tener miedo a tus propuestas. Según él si tienes muchos detractores significa que tu idea es buena y que los demás le tienen miedo. Demoledor negociar con la verdad. Resistencia al cambio = A (amenaza)/ B (beneficio) * C (conocimiento).

26/6 lunes

Qué raro me siento, por primera vez en muchos meses es lunes por la tarde y no tengo clases en el ie. Las caras, el aula, los sonidos familiares de estas horas se han transformado por arte de birlibirloque en ajenos. No sé…, siento como si de repente me impidieran disfrutar de una compañía y de un espacio sobre el que hasta hace bien poco tenía derecho, algo así como el sabor agridulce que permanece al despedirte de un amor que se queda corto. Repaso mi correo electrónico y compruebo que estas sensaciones son compartidas por casi todos mis compañeros; en los ecos de sus escritos se entrelee la sensación de pérdida, el afán de continuidad en los lazos, el contradictorio deseo de aferrarse a un pasado que cuando era presente nos hastiaba. En general parece que todos nos sentíamos un poco más importantes por el simple hecho de compartir un trozo de vida con los demás, porque aunque no lo sospecháramos, de eso precisamente se trataba.

30/6 viernes

De nuevo asisto al electivo de D. de proyectos, pero por culpa de la mezcla del calor sofocante de la calle y el intenso aire acondicionado del interior del aula me entra un intenso dolor de cabeza que al final se tradujo incluso en náuseas. Por suerte el profesor decide terminar la clase veinte minutos antes.

06/7 jueves

Nos entregan en el aula magna el caso que tendremos que exponer en grupos de tres ante un tribunal. Foto de grupo en escaleras. Cervecita al acabar para no perder la costumbre.

13/7 jueves

Examen, cena final.

Existen unas pocas cosas que logran que me reconcilie con la vida, aunque os aseguro que el placer de haberos conocido ha sido sin duda una de ellas.

Dedicatoria, bibliografía, copyright, ideas originales…, o lo que sea:

“A mis compañeros de curso de la XXXVI promoción del executive MBA del ie” (que son la causa de que este escrito exista).

(Pinturas: Vladimir Kush).